WTF mayo: Sebastian Vettel y el pit boy

Sin duda que el WTF? del mes se ha producido en Mónaco. Los Grimaldi, familia de piratas sin escrúpulos, han devenido, por mor del tiempo y las comodidades, supongo, en un heredero del trono pusilánime y calzonazos.

Sí, Alberto de Mónaco manda menos que el marido de la Merkel.

Primero no consiguió que los pilotos de McLaren fueran a la recepción que da a todos. Los líos entre los equipos y Ecclestone, un enfermizo de estas cosas, tuvo mucho que ver.

Vettel-pit-boy
Después vino lo de la parrilla de salida. Porque sí. Está muy bien que se pongan chicos, modelos, maromos, como se quiera llamar, en la parrilla sujetando las pancartas con los números. Pero eso nunca debe de ser a costa de quitar a las chavalas. ¡Hasta ahí podíamos llegar! ¿Sería cosa de Charlene? No me extrañaría.

Como siempre, rodeados de gilipollas y gilipollos más papistas que el Papa, al final lo único que nos quedan son tonterias ‘evrigüer’.

Y también la constatación de que Alberto de Mónaco es un calzonazos por permitirlo y al menos no haber ‘obligado’ a que fuera algo mixto.

Vayan pues los 10 puntos para Vettel por quejarse ante la visión que tenía desde su cockpit.

2 thoughts on “WTF mayo: Sebastian Vettel y el pit boy

  1. Cao Wen Toh

    ¿Una imposición de Charlene? ¡Pero si es la primera norma realmente suya! Los armarios quedaron abiertos en el principado hace mucho. Para todos fueron los Alberto’s Pit Boys.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>